jueves, 18 de marzo de 2010

Legendario

Estimado Hank:

Las siguientes citas, 2000, 2002, 2004 y 2006, se parecieron demasiado, casi como un calco. La barrera histórica cada vez era más ancha y su argamasa más consistente. Por ello, el tirón de la roja se hacía año a año añicos. Siempre existía, pero la cuerda se rompía por el mismo sitio una y otra vez. Se cambió la resignación por la frustración. No sé cuál de los dos cromos me gusta menos.

Pero en 2008, en Viena, el sueño empezó a hacerse realidad...


video

2 comentarios: